La marquesa de Bellaflor o El niño de la inclusa: historia-novela original, Volum 2

Portada
Imp. de Wenceslao Ayguals de Izco, 1848 - 525 pàgines
 

Què opinen els usuaris - Escriviu una ressenya

No hem trobat cap ressenya als llocs habituals.

Altres edicions - Mostra-ho tot

Frases i termes més freqüents

Passatges populars

Pàgina 370 - Rodrigo espera con heroico atrevimiento; el pueblo mudo y atento; se engalla el toro y altera y finge acometimiento. La arena escarba ofendido, sobre la espalda la arroja con el hueso retorcido: el suelo huele, y le moja en ardiente resoplido. La cola inquieto menea, la diestra oreja mosquea, vase retirando atrás, para que la fuerza sea mayor y el ímpetu más.
Pàgina 326 - Por tanto mandamos á todos los tribunales, justicias, jefes, gobernadores y demás autoridades, así civiles como militares y eclesiásticas, de cualquiera clase y dignidad, que guarden y hagan guardar, cumplir y ejecutar la presente ley en todas sus partes. Tendréislo entendido para su cumplimiento, y dispondréis se imprima, publique y circule.
Pàgina 370 - Suena un rumor placentero entre el vulgo de Madrid: — "No habrá mejor caballero", dicen, "en el mundo entero", y algunos le llaman Cid. Crece la algazara, y él, torciendo las riendas de oro, marcha al combate cruel: alza el galope, y al toro busca en sonoro tropel. El bruto se le ha encarado desde que le vio llegar, de tanta gala asombrado, y alrededor le ha observado sin moverse de un lugar.
Pàgina 371 - Jamás peñasco tremendo del Cáucaso cavernoso se desgaja estrago haciendo, ni llama así fulminante cruza en negra oscuridad con relámpagos delante, al estrépito tronante de sonora tempestad, como el bruto se abalanza con terrible ligereza; mas rota con gran pujanza la alta nuca, la fiereza y el último aliento lanza.
Pàgina 370 - El bruto se le ha encarado desde que le vió llegar, de tanta gala asombrado, y al rededor le ha observado, sin moverse de un lugar. Cual flecha se disparó despedida de la cuerda, de tal suerte le embistió; detrás de la oreja izquierda la aguda lanza le hirió. Brama la fiera burlada; segunda vez acomete, de espuma y sudor bañada, y segunda vez la mete sutil la punta acerada. Pero ya Rodrigo espera con heroico atrevimiento; el pueblo mudo y atento; se engalla el toro y altera, y finge acometimiento....
Pàgina 293 - Virgen Santa María, su madre, y de los bienaventurados apóstoles San Pedro y San...
Pàgina 325 - Doña Isabel II, por la gracia de Dios y la Constitucion de la Monarquía española , Reina de las Españas; á todos los que las presentes vieren y entendieren , sabed: Que las Cortes han decretado y Nos sancionado lo siguiente...
Pàgina 166 - Jarama pacieron la verde grama nunca animales tan fieros, junto al puente que se llama, por sus peces, de Viveros, como los que el vulgo vio ser lidiados aquel día; y, en la fiesta que gozó, la popular alegría muchas heridas costó.
Pàgina 72 - Art. 5.° Este bando se publicará y circulará con la mayor rapidez por el distrito ; y pasado el número de horas que la autoridad haya señalado en el mismo bando con arreglo á las circunstancias, se entenderá que hacen resistencia á la tropa para el efecto de ser juzgados militarmente, segun él art.
Pàgina 366 - El ancho circo se llena De multitud clamorosa Que atiende á ver en su arena La sangrienta lid dudosa, Y todo en torno resuena. La bella Zaida ocupó Sus dorados miradores Que el arte afiligranó, Y con espejos y flores Y damascos adornó.

Informació bibliogràfica