Anales del reinado de Isabel II: obra póstuma, Volums 3-4

Portada
Est. tip. de Mellado, 1850
 

Què opinen els usuaris - Escriviu una ressenya

No hem trobat cap ressenya als llocs habituals.

Altres edicions - Mostra-ho tot

Frases i termes més freqüents

Passatges populars

Pàgina 300 - Lucas, que parecian entonces los mas influyentes entre los sublevados, y con el tambor mayor del 4.°...
Pàgina 294 - Córtes que iban á reunirse, desarmase á los anarquistas de las provincias, paralizando el influjo de las sugestiones de los de Madrid. El vigor que mostraba el...
Pàgina 306 - Garcia obligó á la reina á defenderse del cargo que se le hacia de querer engañar, de acuerdo con él, á los sublevados; pero, interrumpiéndola uno de los provinciales, sostuvo la acusacion alegando no habérsele dado la cruz de Mendigorria que decia pertenecerle.
Pàgina 319 - Tres proyectos de los mas importantes se presentarán á vuestra deliberacion: el de elecciones, base del gobierno representativo: el de la libertad de imprenta, que es su alma, y el de la responsabilidad ministerial , que es su complemento; asegurando, y al mismo tiempo haciendo compatibles, la inviolabilidad del Monarca y los derechos de la nacion.
Pàgina 309 - Al fin los esfuerzos de ambos gefes restablecieron ostensiblemente la paz, aunque la diferencia fundamental entre los sentimientos y la conducta de ambos regimientos, y la ofensiva jactancia de los soldados del 4.", no permitiesen creer en la sinceridad de la reconciliacion.
Pàgina 381 - ... y tiempo y bayonetas para guardar los trabajos contra todas las que el enemigo puede concentrar para destruirlos, y como mientras esto se hace, no se hace ni se puede hacer otra cosa, ni se está en otra parte: ó como el enemigo no ha estipulado estarse quieto...
Pàgina 303 - Inglaterra á retirar su apoyo á la España, aumentando así la fuerza de los carlistas y disminuyendo las probabilidades del triunfo definitivo de la causa de la reina.
Pàgina 300 - A la noche hubo iluminacion; pero las calles estuvieron desiertas, sin que á nadie arrancase un solo viva la victoria obtenida por tantos mueras en la noche anterior. Al amanecer del 14, llegó al Sitio el ministro de la Guerra, Mendez Vigo, acompañado del comandante Villalonga, quien, pasando al punto al cuartel del 4.° regimiento, trató de persuadir á sus soldados que marchasen á Madrid donde se pensaba poder neutralizarlos.
Pàgina 437 - Cádiz, cuando me apresuré á jurarla y á mandar que fuese jurada y observada en todo el reino como ley fundamental. Y siendo tambien voluntad nacional que esta ley sea revisada y corregida para que responda mejor á los fines á que se ordenó, convoqué inmediatamente las córtes que habian de deliberar sobre tan saludable reforma.
Pàgina 300 - Prestáronse á ello por de pronto, y tanto mas gustosamente cuanto que, habiendo circulado en el cuartel la noticia de que la guarnicion de la capital no...

Informació bibliogràfica